Los mejores productos para estimular las zonas erógenas del cuerpo humano

pechugonas Bilbao

La estimulación es fundamental para despertar la pasión en tus relaciones sexuales. Los juegos, los preliminares y los productos eróticos son excelentes para conseguir que te pongas a tono y des rienda suelta a tu imaginación.

Cómo estimular las zonas erógenas

Tanto los hombres como las mujeres tienen zonas que son más sensibles y cuando se estimulan consiguen un alto grado de excitación. Los labios, las orejas, el pene, los testículos, la vagina, los pezones o el cuello son los más destacados.

En este post te contaremos algunos de los trucos que utilizan las pechugonas en Bilbao para excitar a los hombres y a las mujeres. El deseo es el más excitante de todos y es el que te permitirá disfrutar de cada segundo de tus relaciones sexuales. El deseo se estimula con imaginación y sugerencia. Si eres hombre, no vayas directamente a su clítoris, juega con las caricias y empieza por el cuello o los pezones.

De hecho, mucha atención a sus pezones, los grandes olvidados a favor del clítoris. Hay veces que una mujer puede llegar a lo que conocemos como orgasmo de pezón. Para ello, hay que chupar, acariciar y mordisquear con cuidado sus tetas y sus pezones.

Si eres mujer y quieres volver loco a tu hombre, tienes que aprender a ser sugerente para despertar sus instinto sexual más potente. Juega con la ropa interior, con la lencería y a dejarle con la miel en los labios para que te desee.

Juguetes sexuales que ayudan a la estimulación

En el top de los juguetes están los vibradores, sobre todo para las mujeres, aunque también pueden ser muy útiles para el anal de los hombres. A continuación, destacan los anillos, si consiguen que tengas erecciones más fuertes y duraderas. También están los estimuladores del clítoris o las balas de plata.

Los juguetes eróticos son divertidos y consiguen que tus relaciones sexuales sean diferentes, distintas. Consiguen que rompas con la rutina, lo que es muy bueno para tu sexo y para tu relación.

Sin embargo, además de los objetos, también puedes incorporar una serie de productos que te ayudarán a hacer realidad tus fantasías. Se trata de los geles y los aceites excitantes. Son productos que despiertan las hormonas sexuales para que disfrutes más de tus encuentros.

Por ejemplo, un aceite para masajes eróticos mejorará la estimulación de vuestras zonas erógenas. Es un juego muy divertido en el que participáis los dos. Lo mismo pasa con los geles que sirven para mejorar los orgasmos porque consiguen que tu excitación sea más fuerte y tus orgasmos más intensos.

También puedes incluir el hielo en tus relaciones. Si eres hombre, puedes ponerte un hielo en la boca y después, con la boca bien fría, chupar los pezones de una mujer. Es una práctica muy excitante para los dos.

Por supuesto, has de incluir los besos y el sexo oral en tus relaciones sexuales. No se trata de penetrar y correrse, sino de disfrutar de cada segundo de un placer tan primario y auténtico como es el sexo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies